Los pocos aficionados que resisten cargan contra los dirigentes

El Suárez Puerta cada vez con menos aficionados. :: PATRICIA BREGÓN/
El Suárez Puerta cada vez con menos aficionados. :: PATRICIA BREGÓN

N. G.

El Román Suárez Puerta ofrece cada vez una imagen más desoladora, con apenas 150 asistentes a los partidos de un Avilés al que el grueso de la afición ha dado definitivamente la espalda. Los que van asisten con resignación a la paulatina caída del equipo, respetando a unos futbolistas que hacen lo que pueden y a los que no pagan el salario desde hace cuatro meses. Los aficionados más ruidosos, integrados en el grupo 'Indeseables', cargó en el partido ante el Llanes contra el presidente y máximo accionista del club y sus asesores en la dirección del Avilés. El equipo tiene el apoyo de los incondicionales, que el domingo prometían 'armarla' en caso de descenso, aunque seguirán apoyando al Avilés incluso en Regional Preferente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos