Real Avilés

La plantilla del Avilés, entre dos tierras

Los futbolistas del Real Avilés, con Alberto Delgado y Matías al frente, abandonan cariacontecidos la sesión del viernes.
Los futbolistas del Real Avilés, con Alberto Delgado y Matías al frente, abandonan cariacontecidos la sesión del viernes. / PATRICIA BREGÓN

Además del juzgado, los futbolistas del conjunto blanquiazul serán claves dentro del conflicto | José Luis Tamargo y Luis Puebla aseguran que «la plantilla está con nosotros» y José María Tejero tramitará la ficha del técnico Iván Palacios

SANTY MENOR AVILÉS.

Aunque todo hace indicar que el entuerto se resolverá definitivamente en los juzgados en el mes de septiembre, antes de que comience la competición, el próximo día 20, las decisiones que tome la actual plantilla del primer equipo van a ser claves en el devenir a corto plazo de la guerra Real Avilés-Real Avilés Gestión Deportiva, o lo que es lo mismo, José María Tejero contra Álvaro López (y José Luis Tamargo).

Mientras que José María Tejero asegura haber tomado nuevamente la gestión del club en virtud de la cláusula décimoséptima del contrato de gestión, a saber «el incumplimiento de lo aquí acordado dará lugar a la resolución del presente contrato, produciéndose de forma instantánea desde la fecha de la notificación por medio de un burofax del reseñado incumplimiento, sin ningún otro tipo de intimidación o requerimiento», desde Real Avilés Nueva Gestión insisten en su idea.

Para la gestora, que también cuenta con su servicio jurídico propio, «los contratos no se pueden rescindir unilateralmente, y es por ello que José María Tejero nos demandó en su día por ese presunto incumplimiento, una demanda que está en el juzgado y que tenemos hasta el día 12 de septiembre para recurrir. ¿Por qué no resolvió el contrato entonces y sí lo hace ahora? Porque la cláusula décimoséptima siempre ha estado ahí... Quizá sea porque en agosto está cerrado el juzgado y porque estos meses son en los que se recauda el dinero de los abonados y las cuotas de la escuela», ironizan a la limón Álvaro López, Luis Puebla y José Luis Tamargo, gestor, director general y director deportivo de Real Avilés Nueva Gestión.

Y en el medio de todo, los jugadores. Unos futbolistas que tienen firmados sus contratos con Real Avilés Gestión Deportiva, así como también el cuerpo técnico y el propio José Luis Tamargo, pero cuyas fichas sólo pueden ser tramitadas por el Real Avilés, es decir, por José María Tejero. Mientras que Puebla y Tamargo dejan claro que «la plantilla en su totalidad nos han transmitido que está con nosotros, porque somos el grupo que les ha pagado en los últimos meses y saben que con Tejero eso no es así», el máximo accionista informa de que «los jugadores que quieran tener ficha con el Real Avilés CF ya han sido informados de lo que tienen que hacer», sin dar más detalles. Tejero añade que lo antes posible «será tramitada la ficha de Iván Palacios como entrenador del Real Avilés», un auténtico disparo al corazón de la planificación deportiva diseñada este verano por José Luis Tamargo.

Situación compleja

Así las cosas, la situación continúa muy compleja. Salvo que se habilite un juez de forma excepcional este mes de agosto -sólo suele ocurrir en casos de derecho penal-, todo se deberá resolver en septiembre, y para entonces ya habrá empezado la liga. Real Avilés Gestión Deportiva tiene los contratos de los jugadores, pero el Real Avilés el control federativo y el pulso no parece que vaya a amainar pronto. Entre tanto, si los jugadores continúan en el barco de Real Avilés GD -hay rumores de que alguno se está planteando su salida del club, la cual tendría que negociar con Tamargo, pues los contratos están firmados con la gestora y tienen cláusula de rescisión-, Tejero debería formar una plantilla contrarreloj que acepte la situación actual del club y salga a competir el día 20.

En ese sentido, el máximo accionista ya ha asegurado públicamente que «el Real Avilés tiene jugadores en el juvenil, en el filial y tres fichas tramitadas del primer equipo, y podrá competir», si bien para jugar en Tercera División deben hacerlo un mínimo de siete jugadores de la primera plantilla en el equipo titular. Cierto es que Alan Menéndez, director deportivo designado por Tejero para su nuevo proyecto, ha contactado con varios futbolistas, tanto de dentro como de fuera de la actual plantilla realavilesina, pero el clima actual que vive el club no parece demasiado atractivo para nadie.

Cabe recordar que, ya sea a través de Real Avilés GD, creada por el propio Tejero hace dos temporadas para poder gestionar un club que está embargado y no puede recibir dinero, pues se destinaría automáticamente a abonar las deudas con Seguridad Social, Agencia Tributaria y los Servicios Tributarios del Principado de Asturias, u otra empresa, el presidente necesita una sociedad al margen del club para gestionarlo.

Entre tanto, Blas García espera dirigir hoy un nuevo entrenamiento, en principio en el Suárez Puerta, aunque nada de ello está confirmado, y menos después del anuncio de Tejero de tramitar la ficha de Iván Palacios. Así vive sus días el histórico Real Avilés.

Fotos

Vídeos