Real Avilés

Real Avilés | «Tenía pensado dejar el fútbol e Iván Palacios me convenció para seguir»

Fonso presiona a un jugador del Lugones./SUSANA SAN MARTÍN
Fonso presiona a un jugador del Lugones. / SUSANA SAN MARTÍN

Fonso, uno de los jugadores más utilizados por el técnico pese a su juventud, analiza tanto sus primeros pasos como la situación del Avilés

SANTY MENORAVILÉS.

Alfonso Rodríguez Sangiao (Santander, 1995), más conocido como Fonso, es uno de los jugadores más utilizados por Iván Palacios en este inicio liguero a pesar de su juventud y de que está disputando su tercera temporada tanto en la categoría como en edad senior. Zurdo de pie, su polivalencia le está permitiendo ayudar al equipo en diversas posiciones, siempre sin renunciar al esfuerzo máximo. Su rendimiento es una de las pocas buenas noticias deportivas para el equipo en las últimas semanas, teniendo en cuenta las cuatro derrotas consecutivas acumuladas. Sin embargo, el futbolista cántabro asegura que «esta semana el ambiente de los entrenamientos es mejor, hemos decidido dejar de pensar tanto en las cosas negativas y volver a disfrutar jugando al fútbol, y soy optimista para el domingo».

La historia de Fonso es curiosa. Canterano del Racing de Santander, nada más finalizar su etapa juvenil fichó por la Gimnástica de Torrelavega, uno de los mejores equipos de Cantabria con el que disputó el 'play off' de ascenso a Segunda B. Sin embargo, su vida daría un giro la pasada campaña. Tras fichar por el Vimenor, el fallecimiento de uno de sus primos le cambió por completo. «Me encontraba desestabilizado, no era yo y lo acababa pagando tanto dentro como fuera del campo con gente que no tenía la culpa. Fueron unos meses muy duros y decidí dejar el equipo para recuperarme», relata.

Después del verano comenzó a sentirse mejor y tenía pensado volver a jugar al fútbol, aunque «en sala». Sin embargo, la llamada del Real Avilés modificó sus planes. «Nunca había jugado fuera de Cantabria y, como digo, no me apetecía volver a ponerme las botas de tacos, pero la idea de venir al Real Avilés me ilusionó mucho, era comenzar una nueva etapa en un club con mucha historia y la verdad es que estoy muy contento de haber venido».

Fonso está a gusto «tanto en la ciudad como en el club, porque el trato de la gente ha sido muy bueno y además estoy cerca de casa», y reconoce que el entrenador Iván Palacios está siendo muy importante para él. «Sin conocerme de nada, apostó mucho por mí, lo sigue haciendo y me está apoyando mucho. Si consigo hacer algo en el fútbol será gracias a él y lo que hizo por mí esta temporada no lo olvidaré nunca», admite.

En lo que respecta a la marcha del equipo, el futbolista cántabro le resta hierro al asunto. «Es verdad que estamos en un bache, pero la gente tiene que entender que este verano vivimos situaciones complicadas, no hemos hecho pretemporada y se puede decir que el equipo comenzará a verse cohesionado sobre el terreno de juego a partir de ahora, que ya nos vamos conociendo todos mejor. Entiendo que el Real Avilés es un club en el que hay presión, pero todavía queda mucha temporada y necesitamos tiempo». Lateral, central, extremo izquierdo... Fonso es el comodín de Iván Palacios, y aunque reconoce que «donde más cómo me siento es de extremo, jugaré donde me necesite el entrenador para ayudar al equipo, que es lo principal».

El guardameta avilesino del Vera, Borja Piquero, lleva unos días entrenándose a las órdenes de Iván Palacios con el Real Avilés. El guardameta tiene su ficha en Canarias, pero se le acabó su contrato laboral y está esperando por que su club le busque otro. Si esto n ocurre, no descarta quedarse en Asturias y, por ende, firmar por el Real Avilés si hay un acuerdo. El portero participará hoy de nuevo en el ensayo de La Toba. Domínguez es duda por molestias en el sóleo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos