El Comercio
Real Avilés
Marcos Torres realiza carrera continua en la sesión de ayer.
Marcos Torres realiza carrera continua en la sesión de ayer. / MARIETA

REAL AVILÉS

Real Avilés | Marcos Torres se entrena al margen del grupo y tiene casi imposible jugar

  • El extremo gallego se unirá salvo sorpresa mayúscula a las bajas seguras de Seger, Pablo Suárez y Delgado

Con Seger y Pablo Suárez lesionados, y Alberto Delgado sancionado al ver dos amarillas en el partido de ida, Marcos Torres es la única duda que tiene en estos momentos Paco Parreño, a la espera de los entrenamientos de hoy jueves y el sábado -mañana la sesión tendrá lugar en Los Balagares-. El extremo gallego sufrió un 'pinchazo' en un entrenamiento de la semana pasada a la hora de golpear un balón y sufre una pequeña rotura de fibras en el cuádriceps que por el momento le impide reincorporarse al grupo.

Ayer se ejercitó en solitario y hoy hará lo propio en el Suárez Puerta, aunque el joven futbolista reconoce que «con los días voy mejorando. El viernes y sábado me probaré ya más real y a partir de ahí tomaremos una decisión». Marcos explica que «hoy -por ayer- ya hice más que el lunes y mañana -por hoy- seguiré aumentando la carga a ver cómo responde la pierna».

Menos optimista es Paco Parreño, que da casi por descartada la titularidad del gallego e incluso su participación en el partido. «Ahora mismo lo veo difícil. A ver cómo llega al sábado, pero sería un milagro que estuviera para ser titular. Marcos es un jugador muy importante para nosotros, pero un 'play off' lo tienen que jugar gente que esté al cien por cien. Si juegas 'tocado' al final se nota en cada acción y no nos lo podemos permitir», lamenta.

Un problema doble

El mayor problema de la posible baja de Marcos Torres es que se une a la de Pablo Suárez, futbolista clave en el equipo desde el lateral derecho. Por un lado, con Matías haciendo las veces de extremo izquierdo, en la plantilla no hay más extremos derechos. Tanto Luismi como Nacho Méndez son futbolistas que rinden mejor por el centro, y, de jugar en banda, Álex García siempre ha preferido hacerlo en la izquierda para aprovechar su disparo.

Y a esta dificultad se une la del lateral derecho, pues Marcos puede desempeñar esa posición en caso de urgencia, como hizo en La Hoya Lorca y también alguna vez con Pablo Lago. Sin duda, el flanco derecho es el que más quebraderos de cabeza va a dar tanto a Parreño como a Blas hasta el domingo. No en vano, el veterano entrenador bromeaba ayer sobre el tema. «¿Queréis que os diga la alineación? Pues no lo puedo hacer porque no la sé ni yo todavía», se respondía con su sonrisa habitual. El equipo realizará hoy un partidillo a puerta abierta, a partir de las 10.30 horas en el estadio Román Suárez Puerta. Mañana, a Balagares.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate