«La motivación no puede faltar nunca»

Ges Rodrigues con los jugadores y técnicos del Avilés, ayer en La Toba./MARIETA
Ges Rodrigues con los jugadores y técnicos del Avilés, ayer en La Toba. / MARIETA

Ges Rodrigues, coach del Avilés, asegura que «los jugadores han mejorado y espero que el equipo se salve» | Brasileña de Sao Paulo, trabaja con el equipo de Xiel desde febrero para mejorar su mentalidad en una campaña muy difícil

NACHO GUTIÉRREZAVILÉS.

En dos semanas o más se sabrá si el Avilés ya ha bajado a los infiernos o tiene que poner velas para una repesca, mal menor para el equipo blanquiazul en su temporada más difícil. Xiel, Manolo y Olmo a pie de campo, han trabajado con resultados tardíos en mejorar al equipo, una tarea en la que han contado con el apoyo extra de Ges Rodrigues, de profesión coach motivacional, además de distintos títulos relacionados con la actividad física y ballet, y un título universitario en Derecho, carrera que ejerció en su país, dice esta brasileña de Sao Paulo. A sus 39 años se abre camino en el mundo del fútbol, deporte que entiende y que le gusta, como buena carioca que es. Dejó su país «por amor» detrás de su pareja, pero España se cruzó en su camino: «Él se fue y yo me quedé, me enamoré de este país», en el que tiene raíces familiares: «Mis bisabuelos son de Sevilla», recalca.

Ges Rodrigues encontró abiertas las puertas del Avilés para mostrar las bondades de un trabajo que tiene que ver mucho con lo sicológico sin tener que ir al sicólogo. «Trabajamos en el desarrollo personal del jugador y con ello también el profesional», subraya. «Las creencias limitantes que nos impiden lograr los objetivos, miedos, inseguridades. En el fútbol, en este caso aquí con el Avilés, tocamos los temas de comunicación dentro del equipo, autoestima y aprender a vivir el fracaso». Recalca que «factores técnicos y tácticos se trabajan y se mejoran en el entrenamiento, pero para que una persona haga bien su trabajo lo primero es estar convencido de que puedes hacerlo. Lo que no puede faltar nunca es la motivación y evitar venirse abajo».

En el equipo blanquiazul fue bien recibida con los brazos abiertos por el cuerpo técnico y Xiel afirma que «es una ayuda y todo lo que sea sumar es bueno», dice mientras Ges confirma que «él es más tradicional en su trabajo, pero valora lo que estamos haciendo con algunos jugadores». Y es que «no todos son abiertos y alguno ha preferido no participar». Destaca los que han sido sus mejores pupilos, «Nico Pandiani, los hermanos Escobedo, Santa, Thomas, Borja o Pablo Coutado. Creo que ha reforzado mentalmente y juegan con más confianza». El capitán refrenda esa opinión: «Me ayudó bastante, tanto futbolístico como en loo personal, creo que hizo un trabajo muy positivo con todos los jugadores en grupo y por individual».

Más Real Avilés

Además de las charlas, los días de partido comparto la charla del entrenador en el vestuario, al principio, al descanso y al final, para ayudar a los chicos, animarlos. Es una pena que no hayan llegado los resultados y que el equipo haya tardado en darse cuenta de que pueden ganar si se lo proponen. En los últimos partidos lo merecieron. Espero que pueda salvarse».

Aunque el Avilés no haya conseguido primario de la permanencia directa, Ges piensa que su trabajo «ha sido positivo» y le ha servido también para darse a conocer en el fútbol, no solo en la comarca donde ya tiene «un par de clubes que se han interesado por mis servicios», reseña poco antes de posar con sus pupilos en el Avilés y emprender viaje a Portugal: «Tengo entrevistas con responsables de algunos clubes, uno de ellos el Oporto».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos