«Para el año que viene barajo propuestas de Abraham y de varios grupos inversores»

«Para el año que viene barajo propuestas de Abraham y de varios grupos inversores»
José María Tejero del Río, presidente y máximo accionista del Real Avilés. / MARIETA

José María Tejero negocia con el futbolista avilesino, que finalmente llegaría «con gente del fútbol asturiano» y se encargaría de «entrenar al primer equipo»

SANTY MENORAVILÉS.

A escasas jornadas de que finalice la temporada para el primer equipo del Real Avilés, el presidente del club, José María Tejero, valora las opciones de futuro que tiene ya encima de la mesa. En primer lugar, el máximo mandatario blanquiazul prefiere aplazar cualquier tipo de decisión a «la primera semana de mayo», pues «el equipo todavía tiene opciones de conseguir la permanencia, yo creo que es posible, y es muy distinto planificar un proyecto en Tercera que en Preferente».

Tejero tiene claro que «los dos próximos partidos marcarán el final de la temporada. Si ganamos los dos, creo que tenemos muchas opciones de permanencia, mientras que si los perdemos será casi imposible». El presidente no olvida que «siempre nos quedará ese hilo de los ascensos que pueda haber desde Tercera, así que quizá estemos en vilo unas semanas».

Mayo será por tanto un mes clave, pues «no podemos hacer como esta temporada y planificar en agosto, como estuvimos obligados a hacer, porque todavía estamos pagando las consecuencias de aquello». La primera propuesta que tiene encima de la mesa es la del jugador Abraham Albarrán, ya con ciertos matices con respecto a la primera idea del todavía futbolista. Ahora, el proyecto de Abraham abarcaría todo el club, incluida la escuela, y estaría compuesto por el actual jugador del Luarca como entrenador y responsable deportivo del primer equipo -ya posee el título nacional-, y por un grupo de «gente del fútbol asturiano» que se encargaría de la gestión administrativa del club y de la escuela. «Quién continuaría o no en el club habría que valorarlo caso a caso entre todas las partes», sostiene.

El futbolista, que ya maneja ofertas para entrenar a equipos de Tercera y Preferente, espera que su entrada o no en el Real Avilés se resuelva cuanto antes. Mientras, Tejero asegura que «las cosas van bien encaminadas pero todavía no hay nada firmado. Me iré de viaje y a la vuelta, a primeros de mayo, nos volveremos a reunir».

La otra opción que tiene el presidente sobre la mesa es la de diferentes grupos inversores, que entrarían en el club si éste continúa en Tercera, de ahí que Tejero no se quiera precipitar y aguarde a lo que ocurra con el equipo esta temporada. Lo que asegura el presidente es que «pase lo que pase vendrán personas a ayudarnos».

Abraham tiene «muchas ganas de entrenar» y confía en sus posibilidades en el banquillo, tras una dilatada carrera como jugador de fútbol y fútbol-sala, que le llevó a Segunda División B y División de Honor, respectivamente, la cual espera concluir en las próximas semanas ascendiendo al Luarca a Preferente. «Me haría mucha ilusión poder estar en el Avilés, pero si no sale empezaré a entrenar seguro la próxima temporada en otro sitio».

El futbolista local empezaría «de cero» en el Real Avilés y «sin invertir. Comenzaríamos a generar ingresos y gente preparada estaría en contacto con el Ayuntamiento y llevaría la parte administrativa. Por historia, el Real Avilés un gran club, pero ahora mismo está en Tercera y para hacer un buen proyecto hay que empezar con humildad y ofreciendo sueldos que se puedan pagar».

Ambas partes se reunirán en mayo y el proyecto que más convenza al máximo accionista será finalmente el que tome la batuta del club bien en Tercera o bien en Preferente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos