Real Avilés

El Real Avilés convence a la plantilla para que no haya más bajas

Los jugadores hicieron piña el domingo tras ganar en el Vega de Anzo./HUGO ÁLVAREZ
Los jugadores hicieron piña el domingo tras ganar en el Vega de Anzo. / HUGO ÁLVAREZ

Una inminente solución al problema económico y el posible pago de uno de los tres meses de deuda aseguran el regreso de los jugadores el día 26

NACHO GUTIÉRREZAVILÉS.

La plantilla del Real Avilés recibió el domingo en Grado un mensaje de confianza en una inminente solución al problema de los impagos y todos los futbolistas que ayer iniciaron la semana de descanso de Navidad regresarán el día 26 al reinicio de los entrenamientos. El capitán Pablo Coutado lo aseguró ayer al afirmar que estará el próximo martes en La Toba, y que las buenas palabras se traducirán pronto en certezas.

La semana pasada, desde la plantilla se transmitió públicamente un ultimátum al club para solucionar antes del parón navideño toda o una parte de la deuda de tres meses, septiembre, octubre y noviembre. Una semana después, el mensaje ha cambiado y las palabras de tranquilidad recibidas en Grado han servido para que se de por segura la continuidad de los futbolistas que han aguantado hasta ahora sin dejar de cumplir sus obligaciones.

Aunque Pablo Coutado se muestra prudente, «ayer -por el domingo- escuché buenas cosas por parte del club, pero aún no hay nada decidido. No puedo decir otra cosa más que el día 26, en principio, volvemos todos». El capitán no quiere entrar en detalles, pero en esas «buenas cosas» entran la solución a los impagos y hasta la llegada de fichajes en el mercado de invierno.

Más noticias

Los futbolistas han rebajado su discurso de hace unos días, ampliado el margen de confianza en el Avilés y parado la decisión de dejar el club que varios de ellos tenían tomada. Las promesas, que antes se canalizaban vía gestión mexicana de José Ramón Cañedo, les llegó el domingo en Grado por parte del director deportivo, Alan Menéndez. El mensaje de una solución definitiva en fechas inmediatas, ha calado y lo que ahora se dibuja es una segunda vuelta feliz, en la que se va a pagar y en la que habrá caras nuevas en la plantilla, más allá de los canteranos que han salvado la primera vuelta.

A lo largo de la jornada de ayer se manejó la información sobre el pago de uno de los tres meses que se les debe a la plantilla, pero los futbolistas tienen prohibido hablar en público de estas cuestiones, por lo que ninguno de ellos pudo responder a esa información. Varios jugadores habrían solicitado la baja la pasada semana, decisión abortada quizás por ese primer movimiento y la seguridad recibida de que en 2018 las cosas cambiarán. El paso de los días dirá si eso será una realidad.

En el seno del club, posiblemente por el espíritu navideño que impera por estas fechas, el de ayer fue un lunes feliz. Por la dulce resaca de la victoria en Grado, que se celebró al uso de un éxito sonado, y porque los futbolistas se fueron de vacaciones con billete de regreso. Tanto los de casa como los que se pusieron de viaje camino de sus lugares de origen, a muchos kilómetros de Avilés.

También se celebra en el seno de la entidad la anunciada llegada, a lo largo de las próximas semanas, de nuevos futbolistas para reforzar la plantilla de Xiel de cara a la segunda vuelta. Jugadores que dejarían su actual equipo, en la Tercera asturiana, para incorporarse al proyecto del club blanquiazul.

Este hermoso dibujo que se traza en las oficinas incluirá también, se supone, el desbloqueo federativo actual por una deuda de tres con el entrenador de la escuela, Iván González, y otra con la mutualidad. Calderilla si llega el dinero...

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos